lunes, 10 de octubre de 2011

Al fín y al cabo, somos iguales,siempre decimos que somos raros y diferentes, que estamos un poco locos, y que no nos importa lo que diga la gente de nosotros.Pero es mentira, al fín y al cabo todos somos iguales,nos enfadamos por la mínima tontería,nos reimos por cualquier cosa y lloramos por todo.Siempre nos acabamos enterando de lo que dice la gente de nosotros y sí, nos afecta.Para que mentir, nosotros tambien hablamos a la espalda de la gente,pero cuando nos cuentan lo que dicen sobre nosotros nos enfadamos. Yo ya paso de todo.No se le puede caer bien a todo el mundo,no?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada