sábado, 21 de mayo de 2011

Yo no pido un sapo que cuando lo bese se convierte en un hermoso principe, que me lleve a dar largos paseos con su corcel blanco, no. Tampoco pido que sea perfecto, ni dulce, ni cariñoso, ni el prototipo de chico con el que todo adolescente sueña; simplemente le quiero a él. Solo digo que le quiero a él, me gusta tal y como es, solo por él he derramado tantísimas lagrimas.. solo él e arregla el día con un simple cruce de miradas, me gusta asomarme descaradamente a su clase mirarle y derretirme con su mirada. Visitar 1.000 veces su perfil, leer y releer su nombre en el chat . Y si no puedo tenerle me conformo con estas pequeñas cosas, una mirada, un ' ola wapa', o un clavel rojo suyo por San Valentin.. Son pequeñas cosas que guardamos en nuestro corazón y nos alegran el día :D (L)A

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada