domingo, 8 de mayo de 2011

No me he planteado dejar de amarte, nunca. Y mucho menos sustituírte por otro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada